DECLARACIÓN PÚBLICA

19 de Marzo – Día de la Laicidad

Los hombres y mujeres Francmasones, ciudadanos de la República e integrantes del Gran Oriente de la Franc-Masonería del Uruguay, nos sumamos a la celebración de un nuevo aniversario del natalicio del reformador de la Educación de nuestro país José Pedro Varela y Día de la Laicidad consagrado por la Ley 19. 626.

Siendo la laicidad una característica avanzada de la República y garante de la libertad y de la democracia desde las primeras épocas, no podemos soslayar que hoy se encuentra amenazada por los ataques directos contra ella de los dogmatismos de todos los signos. Pero peor aun, desde quienes aceptando formalmente la laicidad, intentan disolverla desde adentro, licuándola en un relato seudo tolerante con todas las expresiones, que permitan vaciar de contenido la autenticidad de la laicidad histórica, como la que impulsó José Pedro Varela y los legisladores que la introdujeron en la Constitución Nacional promulgada en 1919 y que en su Artículo 5º proclama sin ambages que “Todos los cultos religiosos son libres en el Uruguay. El Estado no sostiene religión alguna”.

Muy sabiamente José Pedro Varela y su reforma educativa promovieron ese principio Humanista que nos permitió generación tras generación reconocernos como iguales a los hijos e hijas del obrero, del médico, del policía, del peón rural, del comerciante y el empresario, o quien fuera y que implica que nadie, incluido el Estado, deba intervenir en el ámbito de la conciencia individual. Laicidad no es anti-religiosidad ni prescindencia del Estado que debe bregar por asegurar un ambiente de libertades donde pueda ejercerse la libre comunicación de las ideas y el desarrollo pleno de la persona humana. 1 GRAN ORIENTE DE LA FRANC-MASONERIA DEL URUGUAY Libertad – Igualdad – Fraternidad Libertad Absoluta de Conciencia.

Por esa razón es deber del Estado garantizar activamente que lo que es de la esfera de lo privado, como son las creencias y las concepciones metafísicas, u otras, dentro de la ley, puedan manifestarse con total libertad, pero asimismo, debe evitar que no invadan el dominio de lo público, ni ejerzan una influencia dominante sobre el espacio público que es de todos los ciudadanos de la República por esa condición, y no por sus creencias o no creencias. Y menos aún que se transforme en política de Estado.

En su propósito de formar ciudadanos de la República, Varela y quienes le acompañaron en su impulso reformista de la Educación pública uruguaya, enseñaron los valores que el republicanismo exalta: la igualdad, la simplicidad, la prudencia, la honestidad, la benevolencia, la frugalidad, el patriotismo, la integridad, la laboriosidad, el amor a la justicia, el coraje, la nobleza, el activismo cívico, la solidaridad, en suma el compromiso con la suerte de los demás. Y esto, como valores ciudadanos y no como identificación particular con ideologías y creencias determinadas que muchas veces intentan de manera proselitista apropiarse de ellos.

Esos valores fuertes que impregnaron en su momento a la sociedad uruguaya, haciéndose nota distintiva del país a través de una práctica social generalizada, son los nuestros también como Francmasones, y estamos firmemente comprometidos desde nuestra fundación hace 22 años en su defensa y para que retomen el vigor que no debieron nunca haber perdido.

Para nuestro Gran Oriente de la Franc-Masonería del Uruguay la defensa del Estado Laico y de sus Instituciones, de la Educación Pública Laica y de Calidad son nuestro compromiso en la acción cotidiana y nuestro mejor homenaje a José Pedro Varela y a todos los hombres y mujeres franc-masones o no de ayer, hoy y siempre, que trabajan para que los niños y jóvenes libres de adoctrinamiento de sus conciencias en formación, puedan mañana ser mejores ciudadanos de la República, capaces de conducirla a cimas más elevadas a partir de una conciencia ilustrada libre, forjada en el uso de la Razón y la práctica de las Virtudes cívicas.


19 de Marzo de 2021


Raúl Bula 

Serenísimo Gran Maestro 

GRAN ORIENTE DE LA FRANC-MASONERÍA DEL URUGUAY